skip to content

Apagones ¿Qué Hago?

Los apagones pueden ser causados por muchas razones. Por ejemplo: ramas de árboles que están tocando las líneas eléctricas, animales silvestres en contacto con las líneas eléctricas, accidentes de transito con los postes de electricidad, el viento y tormentas fuertes, incluso hasta cables subterráneos cortados erróneamente durante proyectos de construcción.

Cuando hay apagones, IPL tiene dos objetivos: Primero, re-establecer la energía. Segundo, mantener seguros a usted y a su familia. Cuando hay peligro de un clima inestable, en IPL activamos nuestro plan de acción de emergencias. Este plan incluye aumentar el número de trabajadores para las reparaciones de nuestras líneas eléctricas y aumentar el personal de oficina. Nosotros trabajamos las 24 horas al día hasta restaurar su energía eléctrica.

Apagones de Día o de Noche llame al 317-261-8111.

Encuentre aquí unas sugerencias para mantener a usted y a su familia segura mientras espera la restauración de su energía eléctrica.

  1. Planifique de antemano medidas de emergencias en caso de apagones. Mantenga lámparas portátiles, radios portátiles y suficientes baterías a la mano.
  2. Revise cuidadosamente la caja de fusibles de su hogar. Si al revisar la caja de fusibles de su hogar, todavía no hay electricidad, mire alrededor de su vecindario. ¿Tienen energía sus vecinos? Si usted ve que sus vecinos no tiene energía eléctrica tampoco, entonces llame a la línea de apagones.
  3. Llame a la línea de apagones de IPL al 317-261-8111 para reportar el apagón. Durante apagones de larga duración, por favor siga llamando nuestra línea de apagones hasta lograr hablar con un representante. Conteste las preguntas del representante completamente. La información que usted nos dé nos ayudará a restaurar el servicio eléctrico más rápidamente. Por favor deje saber al representante si usted tiene equipo médico que necesita electricidad y por favor tenga siempre un plan de emergencia para apagones de larga duración.

Consejos adicionales:

  • Mantenga a las personas alejadas de las líneas eléctricas caídas, también a los animales domésticos. Aún si las líneas eléctricas parecen no tener peligro, pueden estar energizadas y ser potencialmente mortales. Nunca toque ningún objeto que esté en contacto con las líneas eléctricas, tales como: ramas de árboles u otros objetos.
  • Investigue si sus familiares de tercera edad o sus vecinos necesitan ayuda. Si hay una necesidad de intervención médica, busque ayuda inmediatamente.
  • Asegure que su estufa eléctrica esté apagada. Si uno de los quemadores está encendido durante un apagón, cuando la electricidad sea restaurada se puede causar un incendio.
  • Limite el número de veces que usted y su familia entran y salen por las puertas principales. Esto ayuda a conservar la calefacción durante el invierno y la frescura durante el verano.
  • No conecte una generadora portátil al sistema eléctrico de su hogar. La electricidad de una generadora portátil puede generar electricidad a las líneas de IPL, causar daño a sus electro-domésticos, causar un incendio o causar daño físico ó la muerte a los trabajadores de las líneas eléctricas de IPL. Las generadoras portátiles están diseñadas para proveer electricidad limitada a herramientas pequeñas, no están diseñadas para ser conectadas al sistema eléctrico de su hogar.

Conservando su comida:

  • Mantenga su refrigeradora cerrada. La comida que necesita refrigeración estará segura por cuatro horas, aún sin electricidad. Alimentos como leche, huevos, carne y comida ya cocinada se pueden dañar rápidamente. No conserve su comida si la temperatura sube más de los 40 grados Fahrenheit por dos horas o más. Tírelo a la basura.
  • Mantenga su congeladora cerrada. Una congeladora mantendrá las temperaturas normales de congelación por dos días sin energía eléctrica. Una congeladora llena por la mitad se mantendrá por un día y medio. Si su congeladora no está llena, coloque toda la comida junta, así se aislarán con el frió y durará más tiempo. Usted puede re-congelar la comida que tenga cristales de hielo, o no ha estado en temperaturas mayores de 40 grados Fahrenheit por más de dos horas ó que ha estado en el congelador con una temperatura de 40 grados o menos por no mas de dos días. No pruebe la comida con un color distinto o mal olor. Si la comida no está sana para usted, tampoco lo estará para su animal doméstico.